Perlas doradas del mar del sur
Joyería

Perlas doradas del Mar del Sur: auténticas gemas vivas

Conocidas como “las reinas de las gemas y la gemas de las reinas”, las perlas doradas del Mar del Sur son auténticas gemas vivas. De la mano de la experticia de Jewelmer, maestros de la Pinctada máxima, te contamos todo lo que debes saber sobre estas perlas y sus cuidados.

Pinctada máxima

Las perlas doradas del Mar del Sur, también conocidas como Pinctada máxima, son perlas que vienen de ostras de gran tamaño llamadas de esta forma y que se cultivan en el océano pacífico, específicamente en la zona comprendida entre Filipinas y Australia.

Obtener una perla dorada requiere de 377 pasos y hasta 5 años de espera.

Perlas doraras del mar del sur
Fuente: Jewelmer

Factores de valor de las perlas

Color

Las perlas del Mar del Sur de Filipinas son producidas por ostras Pinctada Maxima de labios dorados y vienen en colores cálidos y naturales que varían entre blanco, rosa crema, champaña y un rico y profundo oro.

Perlas doradas del mar del sur
Fuente: Jewelmer
Pureza de la superficie

Una perla del Mar del Sur, una gema creada por la naturaleza, a veces posee irregularidades en su superficie. Si bien lo ideal es que tenga una superficie impecable, estas “imperfecciones” son parte de las características de las perlas naturales que se usan para autenticarlas como tal.

Perlas doradas del mar del sur
Fuente: Jewelmer
Forma

La forma es una de las características distintivas de las perlas. Las del Mar del Sur vienen en diferentes formas incluyendo Drop, Oval, Boutton, Baroque, Semi-Baroque, Circled y Round, que es la más rara.

Las Keshi son perlas con forma irregular y sin núcleo que se producen por casualidad en la misma ostra durante el cultivo de la perla del Mar del Sur de Filipinas.

Perlas doradas del mar del sur
Fuente: Jewelmer
Lustre

Una perla del Mar del Sur posee un brillo rico que es creado por una combinación de su brillo exterior y del brillo de la superficie, lo que realza el brillo interior del que la usa.

Para los expertos en perlas, otra de las más preciadas cualidades de las perlas del Mar del Sur es su orientación única, o el brillo interior de la perla. La orientación es creada por una refracción de la luz a medida que penetra a través de capas regulares de cristales de aragonito reflejadas desde el núcleo y rebotadas de nuevo a su superficie, dándole un ardiente efecto de arco iris.

Perlas doradas del mar del sur
Fuente: Jewelmer
Tamaño

Las perlas del Mar del Sur de Filipinas son las más largas del mundo, con diámetros que van de los 10 a los 12 mm en promedio, y que llegan a medir más de 16 mm en raras ocasiones.

Perlas doradas del mar del sur
Fuente: Jewelmer

Cómo identificar las perlas del Mar del Sur

Hay varias formas de identificar las perlas auténticas del Mar del Sur:

  1. La primera, y la más segura, será siempre comprarlas en una joyería que certifique la procedencia de las perlas.
  2. Las perlas auténticas de gran calidad son muy reflectantes bajo la luz, y exhiben variaciones en iridiscencia y color en toda la superficie. Las perlas que son perfectamente uniformes en color y matices, o muestran astillas en su capa superior, son imitaciones.
  3. Certificar su autenticidad con un gemólogo experto en perlas.
  4. Finalmente, se puede determinar si una perla es auténtica o no frotándola contra perla; ambas deben sentirse como si tuvieran una textura granulada.
Perlas doradas del mar del sur
Fuente: Jewelmer

Cuidado de las perlas

Las perlas están hechas de nácar, que es un material orgánico que puede deteriorarse con facilidad si no se le trata con cuidados especiales. Para que te duren muchos años te recomendamos:

  1. Las joyas con perlas deben ser lo último que uno se ponga y lo primero que uno se quite para no aporrearlas con metales o piedras de otras joyas que son más duros y pueden rayarlas.
  2. No aplicarse perfumes, cremas o maquillaje cuando se tienen puestas joyas con perlas, puesto que los químicos de estos productos pueden dañarlas.
  3. Evitar bañarse con perlas puestas.
  4. Nunca limpiar las perlas con alcohol o sustancias que lo contengan. Debe hacerse con un paño húmedo para quitarles el exceso de piel y los posibles químicos de los que hayan podido impregnarse durante su uso.
  5. Las perlas se deben guardar en lugares con condiciones ambientales normales, evitando exponerlas al sol directo, a una alta humedad y a fríos o calores extremos. También se debe evitar guardarlas con otro tipo de metales como la plata, y debe hacerse preferiblemente en estuches de seda, algodón o terciopelo.
Conoce la colección de Jewelmer en la Joyería Intercontinental

Compra online o conoce más sobre la colección:

Descubre cómo cuidar todas tus joyas como un tesoro haciendo click aquí.

Deja una respuesta